Franciscanas Misioneras de la Madre del Divino Pastor PASTORAL DE LA SALUD
Nuestra tradición congregacional descubre ese amor preferencial de Cristo hacia los enfermos, por eso uno de nuestros fines específicos es cuidar enfermos en los hospitales, asistirlos con extremos de caridad, haciendo cuanto podamos por ellos, viendo en ellos al mismo Cristo. Realizamos nuestra labor sanitaria atentas a las necesidades del hombre de hoy, en los múltiples aspectos y matices que toma en los diversos países donde estamos. (C 108)
Ejercemos activamente nuestro apostolado sanitario en sus diversas formas de pastoral como enviadas de la Comunidad y tratamos de descubrir los valores, angustias y esperanzas de los hombres que sufren. Con la entrega generosa de nuestra vida en comprensión, alegría, sencillez, acogida, disponibilidad, escucha y amor, somos signos del amor gratuito y misericordioso de Dios. (C 110)
Volver